PIENSOS PAVO

Hay un caballo pura sangre irlandés, que me ha hecho mucha gracia su nombre: Lope y Fernández.

“Manda huevos” con el nombre, para un caballo propiedad de Tabor, Magnier y Smith, y entrenado por Aidan O’Brien.

El caballo es un hijo de Lope de Vega, con una madre por Dansili, que hasta el momento ha ganado dos de sus cinco carreras, y que está matriculado en las 2.000 Guineas Irlandesas el próximo 12 de junio.

Lope y Fernández se vendió en la subasta de Deauville, organizada por Arqana, y se vendió de “yearling” en 900.000 euros.

Lope de Vega, su padre, ganó ya las 2.000 Guineas Francesas y el Derby Francés, y esperemos que su hijo, Lope y Fernández, tenga en breve un resultado de relevancia.

Carolo López-Quesada