PIENSOS PAVO

Cuando en 1.970, en La Baule, David Broome, se proclama Campeón del Mundo individual hizo que la siguiente edición se celebrase en tierras británicas. Qué mejor sitio que Hickstead 74.

Los países podían estar representados por 2 conjuntos, a excepción de los jinetes británicos que contaron con tres plazas (Broome como último Campeón, más las  dos plazas de rigor), ya que en esos tiempos no había prueba de equipos.

Hartwig Steenken se proclamaba Campeón del Mundo con su yegua Simona, binomio que tres años antes, se habían proclamado Campeones de Europa en Aachen 1.971.

Simona era una yegua hannoveriana, de 16 años de edad entonces; una prodigiosa saltadora, con unas facultades absolutamente sorprendentes, y que durante años, fue con su jinete uno  de los conjuntos más importantes del planeta.

Los Participantes:

Los jinetes británicos presentaban a David Broome con Sportsman, a Harvey Smith con Salvador y a Paddy McMahon con Pennwood Forgemill.

Italia corría con los dos hermanos D’Inzeo, Alemania con Alwin Schoeckemoelhe y el mencionado Steenken, y Francia presentaba a Marcel Rozier y a Hubert Parot.

Los norteamericanos utilizaron a Frank Chapot y a Rodney Jenkins, mientras que los jinetes argentinos venían con Carlos Delía y Hugo Arrambide.

Irlanda utilizaba a su nueva estrella, Eddie Macken, y a Eduard Campion.

Nelson Pessoa, Hugo Simon, Walter Gabathuler, Markus Fuchs ( jovencísimo), Alegría Simoes, Johan Heins…

Una de las novedades era la de Rodney Jenkins, jinete profesional americano, que traía la reputación de haber ganado más de 100.000 dólares en premios, además de traer a su famoso caballo Idle Dice.

Alwin Schoeckemoelhe trató días antes de que su caballo Rex The Robber, fuese sustituido por otro, ya que no “lo veía bien“. No pudo ser, y lamentablemente sus temores se confirmaron al ser eliminado en la caza.

Nosotros los españoles presentábamos a Alfonso Segovia con su olímpico Tic Tac y a Luis Álvarez Cervera con un muy joven Gato Montés, que venía de estar tercero en el Gran Premio de La Baule.
La dirección técnica corrió a cargo de la británica, Pamela Carruthers, en colaboración con Douglas Bunn.

La 1º Calificativa:

En la primera calificativa, la caza, el nuevo talento irlandés  Eddie Macken, ganó por 3 segundos y medio a Hugo Simon con Lavendel. La tercera plaza fue para Hartwig Steenken, y la cuarta posición fue para Paddy McMahon.

Quinto estuvo Hugo Arrambide con Camalote y sexto, David Broome con Sportsman.

En la prueba hubo tan sólo cuatro recorridos sin faltas, y siete más con un derribo.
Alfonso Segovia con Tic Tac, sumó dos derribos, y se colocó en la decimonovena posición individual, mientras que Luis con Gato Montés, sumaba cuatro derribos, con un tiempo realmente bueno.

La 2º Calificativa:

 La segunda prueba del mundial fue  con desempate.

En ella, cuatro jinetes pudieron completarla con dos recorridos sin faltas: Hartwig Steenken, Eddie Macken, Hugo Simon y Paddy McMahon.

Alfonso Segovia con Tic Tac, estuvo quinto en esta prueba con 0 y 3, mientras que Rodney Jenkins estuvo sexto con 0 y 4, empatado con Harvey Smith y Ferdi Tyteca. David Broome hacía 0 y 8, mientras que Frank Chapot hizo 0 y 7.

Luis Álvarez Cervera, hizo una brillante prueba con 4 puntos.

La 3º Calificativa:

En la prueba de las dos vueltas tan sólo hubo un doble sin faltas, Hartwig Steenken con Simona, que entró en la final sin cometer un solo derribo.

Eddie Macken con 0 y 4  y Hugo Simon con la misma puntuación, entraban claramente en la Final con este resultado.

Frank Chapot, con Main Spring, totalizaba 4 y 4, lo que le llevaba a entrar de cuarto jinete en la final del campeonato del mundo.

Rodney Jenkins, sumaba 0 y 8,5, lo que le llevaba al octavo  puesto del mundial. Una mala caza con tres derribos, le apartó de su sueño mundialista.

Alfonso Segovia, hizo 8 y 8, lo que  le llevó a colocarse en la clasificación final  en la decimoprimera posición. Luis Álvarez Cervera, no tomó parte en la última prueba de Hickstead.

David Broome, hizo 4 y 8, para quedarse como jinete reserva, a las puertas de volver a entrar en una final de un mundial  (ya tenía dos).

Paddy McMahon, con dos malos recorridos de 11,25 y 12 puntos, estuvo sexto en la clasificación del mundial. El que había sido Campeón de Europa, estropeó sus sueños mundialistas el día final.

La séptima plaza  fue para el también británico Harvey Smith con Salvador.

Hugo Arrambide se metió noveno y Edgar Cupper décimo.

La Final:

Hartwig Steenken sumaba tres recorridos sin faltas, y un derribo con el caballo Main Spring.

Eddie Macken, hacía exactamente lo mismo, por lo que empataba con el jinete alemán, provocando un desempate por el oro.

Hugo Simon y Frank Chapot se colgaban el bronce compartido, al totalizar ocho puntos cada uno de ellos.

Simon hizo cuatro con Simona  y cuatro con Pelé, mientras que Chapot,  derribaba con Pele y con Lavendel.

El desempate para el oro, cayó en manos de  Hartwig Steenken  al sumar 4 puntos. Eddie Macken, derribo dos obstáculos muy rápido, colgándose su primera plata en un mundial.

Simona, fue con Hartwig Steenken, Campeona del Mundo individual, Campeona de Europa individual, Campeona Olímpica por equipos y cuarta clasificada individual en la Olimpiada de Munich 1.972. Una penalidad por exceso de tiempo, le privó de luchar por los metales.

Hartwig Stenkeen y Simona, compusieron uno  de los binomios más importantes de la década de los 70; crearon un estilo, una manera de abordar los grandes saltos, una manera de competir.

Cuatro años más tarde, fallecía este jinete en Hanover, a la prematura  edad de 37 años. Vivió muy deprisa.

Carolo López-Quesada.