Yo tengo esperanzas en que la Final de mañana, del Campeonato de Europa de Rotterdam, sea una gran traca final del diseño de Louis Konickx.

Espero y deseo que le salga…

Como me decía ayer un amigo mío, jefe de pista de máximo nivel  (no es Santiago Varela y no voy a ofrecer su nombre por no estar autorizado): “Me está gustando pero no me está encantando”.

Vamos a ser si mañana nos encanta a todos.  Mucha suerte Louis.

Carolo López-Quesada