El binomio fantasma de ayer era el siguiente: Hans Günter Winkler con Torphy.

¿Y el binomio de hoy? Una estupenda instantánea. Suerte.

Carolo López-Quesada