PIENSOS PAVO

Los que tengan una cierta edad, se acordarán de Celestino Manero, que en sus clases no paraba de repetir  a todas horas: “las manos bajas”.

Si Celestino pudiese ver las “manos bajas de Steve Guerdat”, se quedaría absolutamente fascinado.

Le hubiese encantado.

Carolo López-Quesada

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad