ANCADES y el coronavirus

ANCADES y el coronavirus

Las consecuencias del coronavirus no son ajenas en el calendario de las pruebas del Ciclo Clásico para caballos jóvenes.

Como consecuencia de la declaración del Estado de Alarma en España por parte del Gobierno español, y la consiguiente suspensión de la competiciones hípicas por parte de la RFHE, ANCADES informa que el calendario de pruebas del Ciclo Clásico se verá, previsiblemente, afectado.

En función de la evolución de los acontecimientos y conjuntamente con la RFHE, se revisará el calendario de pruebas de Caballos Jóvenes y, en su caso, la aplicación de los cuadros de dificultades técnicas, las calificaciones para las Finales, y las alturas y dificultades técnicas de las mismas.

ANCADES

Sergio y Alberto nos hablan del trabajo de su cuadra ante el coronavirus

Sergio y Alberto nos hablan del trabajo de su cuadra ante el coronavirus

Hoy les voy a ofrecer un artículo que espero sea de su utilidad, ya que Sergio Álvarez Moya y Alberto Márquez Galobardes __ dos de nuestros jinetes del equipo, y de cocimiento máximo __ nos ofrecen sus recomendaciones sobre la atención a los caballos durante estos momentos en clave de coronavirus.

Un millón de gracias  amigos. Os lo agradezco de corazón, para que todos los lectores de CABALARIUM  puedan mirar este asunto bajo el prisma de dos de nuestros más grandes.

Os debo unas buenas ostras y unos vinos en Casa Pablo (Aranjuez), en cuanto acabe esta pesadilla. Emplazados quedáis…

Sergio Álvarez Moya: “Te mando un poco lo que yo estoy haciendo con los que tengo en casa, en Europa, y los que tengo en Estados Unidos. Los caballos jóvenes, hasta siete años o así, que tampoco hay prisa para luego ponerlos en marcha en un mes, cuando se acabe la cuarentena, les hemos bajado el pienso a mitad de ración más o menos, mucho forraje, y el trabajo de mantenimiento suave: montar un poquito, dar un poquito de cuerda, caminado; alternar, evidentemente mantenerlos moviéndose mucho para que no pierdan toda la musculatura ni toda la forma física, y aprovechar que descansen un poquito.

Los caballos más mayores de competición, tenerlos un poquito más activos, y un poco lo mismo, bajar el pienso y las revoluciones. No hay que volverse loco, hay que esperar, y en el momento que levanten todo este tema de la cuarentena, los organizadores tendrán que decir a partir de qué día empezaremos, y ya podremos hacer un planteamiento más real de lo que hay.

Al final son caballos, necesitan moverse, tener una alimentación adecuada y no hay que darle muchas vueltas: mantener lo sencillo.

Si estás en un Club, en el cual no te dejen entrar, esos ya son otros temas que yo  desconozco, pero en ese caso habrá que bajar la alimentación, caballos que vayan al caminador, que se muevan, y mantener el forraje con generosidad, para que los caballos no tengan problemas de infosuras, cólicos y que no pase ningún accidente que no queramos que pase.

A esperar, hay que tener paciencia y tratarlos con cariño, que es lo que se merecen”.

Alberto Márquez Galobardes: “Mis caballos, como es principio de año y han saltado, poco, tres semanas en la ruta, voy a seguir un poco igual que venía antes de empezar en la ruta. Seguir trabajándolos y poniéndolos en forma hasta que puedan volver a concursar.

Está claro que si fuera un poco más adelante de la temporada, aprovecharía y dejaría descansar algo a los caballos, pero como ha sido al comienzo y apenas han saltado, van a  seguir trabajando normal, y con la misma secuencia de  comida.

Si hay alguien  que tiene el caballo un poco más cascado, o lo que fuera, es muy bueno para aprovechar a darle un descanso, bajar el pienso, subir el forraje, trabajar más suave…

Yo voy a seguir con mi misma rutina, hasta que lleguen los concursos”.

Carolo López-Quesada

El padre de Christian Ahlmann ganó dos pruebas en el CSIO de Madrid 1.976

El padre de Christian Ahlmann ganó dos pruebas en el CSIO de Madrid 1.976

Para este artículo que les voy a ofrecer, les quiero dar las gracias __ públicamente __ a Christian Ahlmann y José Díaz Vecino. Danke y gracias.

Estaba revisando el Concurso Internacional de Madrid de 1.976, y hay un jinete germano que ganó dos pruebas ese año, el Sr. Ahlmann.

Me he puesto en contacto con José Díaz Vecino para que me hiciera el favor de hablar con Christian Ahlmann, para ver si era su padre, y efectivamente era el padre de Christian.

Ahlmann-padre ganaba la Potencia montando a Almhirt y otra prueba más montando a Arco, y parece ser que en la potencia pasando 2,30.

Christian Ahlmann ha tenido la deferencia de contestarle a José, para los lectores de CABALARIUM, y le ha dicho lo siguiente: “Fue de sus primeras Copas de Naciones, y siempre me ha hablado mucho de ese concurso”.

Carolo López-Quesada

Madrid CSI 1.977: el año de Luis Álvarez Cervera

Madrid CSI 1.977: el año de Luis Álvarez Cervera

En estos tiempos tan horrorosos que no está tocando vivir, trato de ofrecerles historias agradables, y la de hoy espero que sea de su agrado.

Remontémonos al Concurso Internacional de Madrid de 1.977, un concurso en el que Luis Álvarez Cervera hacía de las suyas: Luis Antonio ganaba el Gran Premio con Thor, la Copa del Rey con Thor y la grande del primer día con Acorne.

Tremendo concurso.

Las otras dos pruebas grandes fueron ganadas por Alfonso Segovia con Agamenón (Memorial Generalísimo Franco) y por Jaime Rivera con Constant (la Potencia).

El resto de pruebas fueron ganadas por Jesús Varela con su caballo argentino Cambalache, Luis Jaime Carvajal Duque de Aveyro con Kurfust, Paco Caldeira con White Oak, Jesús Prieto con Nar y Juan Antonio De Wit con Alerta.

Año español.

Carolo López-Quesada

La interrelación trotona entre Lutteur B y Galoubet A

La interrelación trotona entre Lutteur B y Galoubet A

En Francia han aparecido a lo largo de la historia varios caballos de máximo nivel, con sangre trotona dentro de ellos, como Lutteur B, Pomone B, Jappeloup, Galoubet A, Kaoua, Sire du Brosais…

Hoy quería ver una interrelación que tuvieron en la sangre trotona, Galoubet A y Lutterur B.

El padre de la madre de Lutteur B (campeón olímpico individual) fue el trotón francés Obok, mientras que este mismo Obok estaba en tercera generación de  Viti, la madre de Galoubet A.

Obok.

Carolo López-Quesada